Plantas de temporada: ¡Sorpresas!

Imprimir Imprimir  |  Enviar Enviar  | 

Plantas de temporada: ¡Sorpresas!

¿Habías visto una calibrachoa doble con esa mezcla de rosa pálido y púrpura? ¿Sabías que las flores de la corona de Cristo ya no son solo rojas? ¿Te gustaría llenar tu jardín o tus tiestos con las nubes de florecillas blancas de la Euphorbia hypericifolia? Descubre en tu centro de jardinería estas recién llegadas.

UNA CALIBRACHOA DOBLE DE PREMIO

Florece abundantemente de la primavera al otoño en forma de pequeñas corolas dobles bitonos en rosa pálido y púrpura. Por su novedoso patrón cromático en forma de círculos concéntricos semejan rosas de solo dos centímetros de diámetro. La calibrachoa ‘Double PinkTastic’ de la serie MiniFamous es toda una innovación entre las anuales de flor, que ha sido premiada en el concurso internacional FleuroStar 2017/18. Forma matas almohadilladas de 15 centímetros de altura y 40 de extensión, ideales para tiestos, cestas colgantes y jardines. Como todas las calibrachoas de la serie, crece con facilidad al sol o en semisombra, es vigorosa y requiere riego moderado y pocos cuidados.

 

NUBES RELUCIENTES DE FLORES

Una floración continua que brilla bajo el sol en forma de infinidad de flores con pequeñísimas brácteas blancas caracteriza a la Euphorbia hypericifolia ‘Diamond Frost’. Sus matas de aspecto muy ligero, de unos 30-45 centímetros de altura y 25-30 de extensión, en las que las pequeñas hojas a menudo quedan disimuladas entre las florecillas, recuerdan a las Gypsophila. Esta vivaz florece de la primavera al otoño y se suele utilizar como anual. Es una planta de bajo mantenimiento que prefiere el pleno sol, aunque en los climas muy calientes agradecerá la sombra por la tarde. El suelo ha de ser rico y bien drenado, y los riegos, moderados, cuando la tierra se perciba seca. Es sensible al frío (soporta hasta -1º, zonas 10-12), pero tiene cierta resistencia a la sequía y los sustratos pobres. También vive bien en interiores luminosos.

 

CORONA DE CRISTO: DEL ROJO AL BLANCO

Tallos leñosos muy espinosos, pequeñas hojas verdes suculentas y florecillas provistas de dos brácteas rojas: esta era hasta hace poco la imagen típica de la corona de Cristo, el nombre común de la Euphorbia milii, una pariente de la flor de Pascua endémica de la isla de Madagascar. Ahora existe una variedad ‘Hermes’ de flores blancas, una ‘Pandora’ rosa claro, una ‘Vesta’ rosa chicle, e incluso una ‘Hestia’ rojo pálido con bordes verdes. Esta gama suma puntos a esta planta perfecta para jardines de bajo riego y mínimo mantenimiento. Su ambiente ideal son las regiones libres de heladas (zonas 10-12), donde florecerá prácticamente todo el año en rocallas, arriates y tiestos. Exige pleno sol o sombra parcial y un sustrato bien drenado, ligero y seco. Resiste la sequía y necesita muy poca agua, dejando que el sustrato se seque entremedias; en invierno se ha de suspender el riego.

 

Agradecemos a Grup Roig su colaboración en esta sección.


La calibrachoa ‘Double PinkTastic’ de la serie MiniFamous produce pequeñas corolas dobles bitonos en rosa pálido y púrpura. Copyright: Selecta / Grup Roig

Euphorbia hypericifolia ‘Diamond Frost’

Euphorbia hypericifolia ‘Diamond Frost’

Una infinidad de flores con pequeñísimas brácteas blancas convierten las matas de esta euforbia en pequeñas nubes relucientes.
Foto: Proven Winners / Grup Roig

Euphorbia milii ‘Hermes’

Euphorbia milii ‘Hermes’

Una corona de Cristo de flores blancas.
Foto: Grup Roig

Euphorbia milii ‘Pandora’

Euphorbia milii ‘Pandora’

La variedad ‘Pandora’ da flores rosa claro.
Foto: Grup Roig

Euphorbia milii ‘Vesta’

Euphorbia milii ‘Vesta’

En la variedad ‘Vesta’, las flores lucen un tono rosa fuerte.
Foto: Grup Roig

Euphorbia milii ‘Vulcanus’

Euphorbia milii ‘Vulcanus’

El rojo típico de la corona de Cristo.
Foto: Grup Roig

Reportaje completo

nº 84 >>
página 34

verdeesvida nº 84